Disrupción y experiencia para la región

//Disrupción y experiencia para la región

Disrupción y experiencia para la región

André Maxnuk guía el crecimiento de Mercer en México y Latinoamérica. Lee aquí más. 

Día con día, más de 100 millones de personas en el planeta mejoran sus condiciones de atención a la salud, situación patrimonial y habilidades profesionales para un mejor desempeño en el trabajo, todo esto gracias a Mercer, líder global en el desarrollo de innovación y soluciones de alto valor agregado para las organizaciones.

En el talentoso grupo de profesionales dentro del organigrama de esta multinacional destaca André Maxnuk, quien es CEO de Mercer México y líder de América Latina que, con más de dos décadas de experiencia en economías tan diversas como las de Estados Unidos, Brasil y México, entre otras, ha consolidado el liderazgo del consorcio en la región.

Según su criterio, el músculo de esta multinacional a nivel global es una valiosa palanca que les genera sustanciales ventajas competitivas.

“Mercer ha hecho un gran trabajo en términos de entender las tendencias. Por años ha participado en importantes cumbres internacionales como el Foro Económico Mundial, en los que ha formado parte de conversaciones en torno a su visión del futuro”, explica.

“En términos de eficiencia operativa veo que muchos equipos están recreando sus estructuras para crear más elevadas ventajas competitivas en relación a las que tenían hace 15 o 20 años. Eso no sólo en tecnología. Si vas a asociarte con un carrier o un proveedor que sea el que entienda mejor tu negocio y desarrolle especificidades a tus soluciones con un sistema preparado para el cliente, y actualizar el negocio a esa plataforma”, concluye.

Con esta fórmula, y su sentido estratégico Andre Maxnuk cumple la misión de la compañía: hacer que el mañana se cumpla hoy.

En el caso particular de la economía Latinoamericana, comenta que existen grandes retos que se derivan del distinto nivel de desarrollo que presentan los ambientes tecnológicos y digitales de la región en contraste con el de los de países más maduros, en el que los jugadores están mejor pertrechados en cuanto a recursos y capacidades.

“Lo que me atrajo, al tomar la posición en la empresa, fue la oportunidad de llevar a Latinoamérica al siguiente nivel. Cómo hacer que Mercer pudiera asociarse con gobiernos, sociedad y clientes particulares, y crear soluciones más sofisticadas y mejores ventajas competitivas para la región”, aduce el estratega de la compañía que, el año pasado, a nivel global generó ingresos de 4.5 mil millones de dólares.

Maxnuk está convencido del enorme potencial de crecimiento para las compañías que ofrece la geografía de América Latina y en la que las soluciones y herramientas de Mercer son parte clave para el impulso de las organizaciones localizadas en esta geografía.

“Veo en Mercer México una cantidad de nuevos segmentos de clientes, ofertas de soluciones, y relaciones de más alto nivel con los clientes”, señala.

LIDERAZGO DE CLASE MUNDIAL

Uno de los sellos distintivos de Mercer a nivel global es que abre la posibilidad a las organizaciones para contar con capital humano más competitivo para el cumplimiento de sus metas, con la ventaja de que sus resultados pueden ser medibles.

En tanto, en el renglón de salud y beneficios, es líder en el mercado global a través de innovadoras soluciones y el acceso a expertos para los mercados locales, así como de asesoría nacional e internacional para el adecuado cumplimiento regulatorio de las organizaciones.

En el tema de inversión, otro de sus brazos fuertes, Mercer cuenta con calificaciones sobre más de 10,000 estrategias para tomar decisiones aprovechando la información más completa.

A esta oferta se suma una de sus cartas más reconocidas en el mundo: el segmento de retiro, renglón para el que ofrecen asesoría y soluciones de un grupo de especialistas en evaluación de administradores, estrategia de pensiones, y operaciones de inversión, entre otros. Completa su menú de ofertas con asesoría para fusiones y adquisiciones a través de consultorías a compradores y vendedores de private equity y corporativos, en un esquema en el que destaca el due diligence de recursos humanos.

De acuerdo con el directivo, el acelerado cambio de las organizaciones hace que sus capacidades varíen según las necesidades de los negocios para competir de mejor manera en el mercado.

“Esto no tiene que ver solamente en cuanto a tecnología, sino en la gente. Requerimos diferentes capacidades y habilidades para desempeñarnos en estos nuevos ambientes. Mercer ha realizado estudios profundos y tenemos investigaciones acerca de la fuerza laboral del futuro; de qué forma la inteligencia artificial va a cambiar las descripciones de puestos”, subraya.

Explica que todas estas investigaciones están a disposición de la multinacional para su aprovechamiento y en beneficio de los clientes.

“Mercer tiene una experiencia construida de muchos años atrás y, así como nuestro lema es make tomorrow today (hacemos el mañana hoy), preparamos a nuestros clientes para su liderazgo en ambientes futuros”, expresa el ejecutivo, y subraya que estos recursos de Mercer a escala global “apoyan a la prosperidad de nuestros clientes y a los gobiernos locales y sociedades en general (…) Tenemos cientos de profesionales dedicados a entender lo que va a suceder en el futuro, con laboratorios digitales y hubs de innovación en Latinoamérica. Apalancamos estas capacidades globales para crear capacidades locales”, señala Maxnuk, quien considera determinante que Mercer crezca en términos de productos y soluciones, pero también en segmentos y geografías para llegar a nuevos mercados.

EN LA ERA DE LA DISRUPCIÓN

El reporte The World in 2050, realizado por la consultora internacional PwC, afirma que el crecimiento del Producto Interno Bruto global crecerá al menos 130% entre 2016 y 2050. Este incremento se dará en la arena de la disrupción y la innovación.

“Vendrá de cosas que hoy no existen; nuevos modelos de negocio, de relación entre la gente, de comercio. Además, surgirán megalópolis que requerirán capacidades distintas para funcionar, las cuales provendrán, en buena medida, de mercados emergentes como los de Latinoamérica”, señala el empresario.

Añade que un país como México tiene que crear nuevas formas de competir lo cual va a cambiar la manera de crecer de las ciudades y, en este camino, señala que Mercer califica como el mejor socio estratégico para empresas de todo tamaño.

Afirma que compañías multilatinas de la talla de las mexicanas Femsa o Cemex, y de sólidos consorcios tecnológicos de información en Brasil, Chile y Colombia “tienen que escalar para competir globalmente, así que deben sofisticar sus procesos actuales“.

El segmento de pequeñas y medianas Empresas (Pyme), explica el directivo, representa 90% del repertorio de compañías en Brasil, México, y Colombia, por lo que es otro de los mercados clave.

“Más o menos 75% de las Pyme en Latinoamérica no sobreviven más de cinco años. Requieren un soporte único para ser exitosas y vemos cómo pueden ser más competitivas”, explica.

En tanto para un tercer segmento, conformado por la fuerza laboral informal, existe también un amplio campo para Mercer dado que en naciones como Brasil y México, este sector alcanza 50% de los trabajadores.

“Hay que ver cómo asegurarlos, y ofrecerles desarrollo, oportunidades, soluciones, y productos”, subraya.

Detalla que, dado que Mercer cuenta con los más grandes activos globales de investigación y que es el jugador más grande en consejería para activos institucionales del planeta, le permite echar mano de muchas capacidades para apalancar la presencia de sus clientes en Latinoamérica.

En términos de la oferta de producto dice que, si bien la tecnología es clave, debe ir acompañada de las adecuadas estrategias para el éxito de un negocio en particular y en la resolución de problemas.

Para contar con un diagnóstico más preciso, los estudios y constantes encuestas de Mercer son un recurso fundamental de la compañía, por ejemplo el enfocado al tema de recursos humanos, en el que 90% de los sondeados indicó que su estructura organizacional experimentará cambios importantes en el corto plazo, y en el que la inteligencia artificial será un importante elemento de eficiencia operativa.

A partir de esta información Mercer cuenta con la capacidad para realizar análisis prospectivos y garantizar así una efectiva fuerza laboral en el futuro.

“Hemos invertido mucho tiempo y recursos desarrollando nuevos profesionales para el futuro”, señala Maxnuk, quien explica que, tras décadas de investigación de mercado, Mercer tiene a la mano toneladas de datos, entonces la tarea es “cómo apalancar más esto para mejorar la competencia o productos de nuestros clientes; cómo mejorar su operación, cómo tener más procesos automáticos, cómo usar la inteligencia artificial, o hacer más eficiente nuestra estrategia de consultoría”.

Una de los grandes logros de Mercer es haber sabido adaptarse a la evolución de las industrias en el mundo, siempre bien pertrechado ante el surgimiento de nuevas tendencias.

“Pensemos en negocios disruptivos como Airbnb o Uber, que son plataformas tecnológicas conectadas a proveedores, o que conectan con productos que no pertenecen a una plataforma específica, pero en la que invierten. En algún punto Mercer puede convertirse en un tipo de plataforma donde se conecten proveedores, entonces, si eventualmente un cliente requiere una solución de Mercer, puede ser que la ofrezca un socio específico”, señala.

Con esta idea tecnológica, Mercer abre la posibilidad de patrocinar startups para hacerlas proveedoras de parte de sus soluciones, o bien a despachos con bases de datos para la realización de consultorías.

EL PODER DEL NETWORKING

A esto se le suma el reto de que Mercer establezca un robusto networking de profesionales con la interconexión de sus hubs de innovación y laboratorios de datos a nivel global.

“Estamos creando un método de colaboración alrededor del mundo con profesionales que no buscan un trabajo de tiempo completo y que funcionen como agentes libres. Específicamente en Latinoamérica buscamos áreas en las que podamos crear esos hubs de innovación y ver dónde tenemos mejores capacidades y costos para nosotros”, apunta el directivo.

Su networking regional le permite compartir e intercambiar soluciones.

“Por ejemplo, pensemos en Argentina. Para que un jugador local de ese país cuente con una solución sofisticada debe tener un equipo más fuerte o con mayores capacidades. Eso no lo necesita (aunque claro que tenemos gente brillante y consultores muy fuertes en Argentina) porque pueden apalancarse con lo que se hace en otros países y ocupar esos recursos”, explica.

Una de las líneas más explotadas por la compañía, en el contexto de las economías de la región, es la enfocada en herramientas y soluciones para el segmento financiero dada la necesidad de ahorro de la región.

En este camino el enfoque es “cómo desarrollar ocasión financiera; cómo ayudar a gobiernos y sociedades a acceder a nuevos productos para ayudar al éxito de las compañías porque, si carecen de una acertada solución, las empresas batallarán en su planeación de éxito”, afirma.

Destaca que un área especialmente sensible en la región son los sistemas de salud, y es que la mayoría son de mala calidad o están colapsando.

En este tema en particular, Mercer es referencia internacional por su exitosa experiencia en diversas partes del planeta ayudando a las organizaciones, desde empleadores locales y pymes, hasta grandes multinacionales, con un amplio menú de sistemas de salud y beneficios de alta calidad, además de accesibles.

“Somos unos de los brokers en administración médica más grandes del mundo, lo cual nos asegura ofrecer la mejor calidad y precio”, apunta.

UN PODEROSO JUGADOR

Un elemento determinante para que Mercer se haya distinguido entre sus competidores en el mercado es el preciado capital de información y estratégico que contiene el extenso catálogo intelectual que ha desarrollado exitosas soluciones para diversos mercados que, a decir del empresario, es una fórmula que les da una posición única que no ha sido replicada por la competencia.

Pone como ejemplo su reporte acerca de los trabajos del futuro y el valioso Mercer Melbourne Global Pension Index, un estudio continuamente referido por organizaciones de todo el mundo.

“En él evaluamos sistemas de pensiones en más de 30 países y proveemos una perspectiva única para gobiernos y sociedades para repensar el sistema de pensiones”, subraya.

Considera que esta es una gran ventaja competitiva dado que no se trata de reportes tradicionales y es que involucran a brillantes profesionales de el mundo “así que si necesitas algo de China fácilmente te conectamos en un lapso de una hora con alguien que podrá darte una respuesta personalizada; eso es algo en lo que invertimos”, afirma.

Maxnuk considera que las organizaciones que no cambian sus esquemas a lo largo de muchos años, no sólo en su oferta al cliente sino de sus procesos internos, corren el riesgo de volverse obsoletas.

2018-10-02T08:47:43+00:00

About the Author:

CEO Staff
error: Content is protected !!