Para ocupar un puesto directivo, las mujeres necesitan de visión estratégica y financiera.