10 recomendaciones para que tu empresa pueda enfrentar la crisis del COVID-19.

Por Christian Michel-Casulleras*

 

El brote de coronavirus COVID-19 inició en la ciudad de Wuhan, China en diciembre de 2019 y, para marzo de 2020, fue declarado como pandemia por la Organización Mundial de la Salud (OMS) debido a la elevada cantidad de personas infectadas y muertes en más de 114 países.

Con la aceleración de casos confirmados en diferentes epicentros, particularmente en Europa y América del Norte, nos encontramos frente a una crisis sanitaria mundial que ha exigido acciones rápidas y efectivas por parte de gobiernos, sector privado y sociedad civil, incluso hasta el cierre de fronteras, dejando a las empresas un papel primordial para minimizar la probabilidad de propagación de la pandemia entre sus colaboradores y, en la medida de lo posible, conservar puestos de trabajo.

Hasta mediados de abril se han registrado más de 2 millones de casos y más de 142 mil muertos en todo el mundo1.

Si bien en algunos países la curva de contagios ha disminuido, la economía mundial se ha ralentizado, tanto negocios como empresas se han quedado paralizados por varios meses por todo el mundo. En tiempos del COVID-19, la vida cambió para el mundo empresarial.

A principios de la crisis en México, la Cámara Suizo-Mexicana de Comercio e Industria publicó a mediados de marzo una encuesta realizada a empresas suizas afiliadas para conocer estrategias que busquen mitigar la transmisión del virus.

Si bien ya se han estado aplicando, uno de los puntos medulares del reporte es la gestión de crisis y la resiliencia: la capacidad de salir adelante en medio de eventos impredecibles, cambiantes y potencialmente desfavorables.

Para las grandes empresas, los mercados juzgarán qué compañías habrán manejado el desafío de manera más efectiva. Es por ello que compartimos algunas recomendaciones con información de instancias como la OCDE, ICC, Harvard Business Review y Boston Consulting Group (2020) para poder enfrentar esta crisis en los complejos tiempos por venir:

Actualiza tu información diariamente, con fuentes veraces sobre la prevención y transmisión del virus,   pues se vuelve una necesidad para la toma correcta de decisiones.

Ten en cuenta el panorama general, a pesar de la tendencia generalizada a pasar por alto las señales iniciales y luego reaccionar de forma exagerada sin tener una visión completa de todo el panorama.

Verifica la información y compártela con actores clave, evitando hacer suposiciones diferentes sobre los hechos (fake news).

Utiliza canales de comunicación internos o redes sociales para coordinar con sus colaboradores, aclarando que no serán penalizados por ausentarse por enfermedad.

Crea un comité de crisis ante la eventualidad de que temas sensibles y decisiones rápidas requieran de la revisión y orientación de la alta dirección, asuntos corporativos, legales, gestión de riesgos y otras áreas.

Genera expectativas claras y alcanzables. En cuanto al trabajo en casa, define lineamientos sobre las actividades y los entregables, plazos, horarios, etc.

Estabiliza tu cadena de suministro. Intentando estabilizar las cadenas de suministro utilizando existencias de seguridad, fuentes alternativas y trabajando con proveedores para resolver cuellos de botella; comunica los planes a todos los interesados.

Realiza seguimiento y previsión de negocios estableciendo ciclos de informes rápidos para que se pueda comprender cómo se ve afectado tu negocio, dónde se requiere mitigación y qué tan rápido se están recuperando las operaciones.

Establece un sistema de reporte dentro de la organización. Mantén un registro claro de los contactos de cada día. De modo que, si se identifica una infección, la empresa pueda alertar a todos los posiblemente expuestos para minimizar riesgos y mitigar daños a empleados y clientes.

Prepárate  para  una  recuperación  más  rápida  de  lo  que  espera.  Si  bien  la  profundidad  y  la duración del impacto económico es imposible de pronosticar, la experiencia de China apunta a un  escenario  positivo  de  recuperación.  Teniendo  en  cuenta  el  tiempo  que  lleva  formular, difundir y aplicar nuevas políticas en grandes empresas, la planificación de la recuperación debe comenzar mientras aún se está reaccionando a la crisis.

 

La profundidad y la duración del impacto económico es complicado de pronosticar. Si bien las experiencias de China y Suiza apuntan a un escenario positivo de recuperación, se esperan meses de desaceleración económica.

El COVID-19 nos ha demostrado que no distingue raza, género ni posición económica. Sin embargo, como sucede en cualquier crisis, los empresarios buscarán adaptarse y reestructurarse con sus modelos de negocios en la medida que la emergencia lo permita.

Es por ello que la Cámara Suiza en México, así como otras cámaras binacionales se han sumado a las medidas del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) para enfrentar la contingencia económica derivada del coronavirus.

Ante este escenario, la Cámara Suiza en México trabaja con las 47 empresas suizas afiliadas en distintas iniciativas para enfrentar esta contingencia y lograr mejores dinámicas de gestión empresarial, incluyendo seminarios web sobre análisis legales, laborales y contractuales; análisis económicos y financieros por bancos suizos y universidades en suiza; estrategias de comunicación corporativa en tiempos de crisis y próximamente, uno sobre las etapas de la salida de crisis con la experiencia en China y Suiza; y otro sobre el futuro del trabajo post-COVID-19 en colaboración con grupo Adecco.

Además, la Cámara Suiza ha recopilado información sobre las donaciones y acciones que han realizado sectores suizos esenciales en México durante esta crisis como el farmacéutico, banca, alimentos, químico, construcción, normalización, servicio de personal, etcétera, para frenar la propagación de este virus y el impacto negativo económico en el país.

México ha demostrado su fortaleza y resiliencia como nación en situaciones críticas anteriores y ésta, por compleja que parezca, no será la excepción.

Para más información sobre el reporte, se puede consultar en español en la siguiente liga: https://swisscham.mx/2020/03/24/respuesta-ante-el-covid-19/

*Christian Michel-Casulleras es Director General de la Cámara Suizo-Mexicana de Comercio e Industria