El presidente de El Salvador Nayib Bukele se reunió el lunes con representantes diplomáticos de varios países para explicar la destitución y reemplazo de cinco magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) llevados a cabo por la Asamblea Legislativa durante el fin de semana.

Bukele dio a conocer la reunión en cadena nacional el martes, lo que causó el descontento de los participantes, que entendían que era un encuentro privado.

La polémica votación del Congreso -controlado por el partido Nuevas Ideas del mandatario- generó un torrente de condenas nacionales e internacionales del más alto nivel por quienes consideran que la decisión atentó contra la independencia de poderes de los órganos del Estado y carece de respaldo legal.

“No solo teníamos el poder de hacerlo, sino que el pueblo nos lo pidió”, afirmó, sin embargo, Bukele en una intervención ante las delegaciones de casi todos los países.

Mas información aquí