Trabaja duro, aprende de los mejores y no pierdas tu esencia al construir tu carrera.

 

“Quien quiere azul celeste que le cueste” es la frase que muchas de nuestras abuelitas nos decían cuando uno debía de trabajar arduamente para conseguir algo que anhelábamos.

Pero esta frase se puede aplicar en múltiples situaciones, como en la vida laboral. Ya sea cuando se esté buscando un nuevo trabajo, luchando por un ascenso o buscando un aumento de sueldo.

Es justo por esta razón que el cirujano cardiovascular Brian Lima, quien dirige el área de Trasplantes de Corazón del Hospital North Shore, escribió el libro “Heart to Beat”.

En dicho ejemplar, Lima habla de los hábitos que ha llevado a lo largo de 30 años para convertirse en el reconocido cirujano que es hoy en día.

De acuerdo con el autor, las lecciones que aprendió y las habilidades que desarrolló son universales, así que cualquiera persona que le interese alcanzar el éxito profesional las puede adoptar para alcanzar sus metas.

Por acá te dejamos cinco de ellas, así que ya sabes: a trabajar en lo que uno anhela.

 

TRABAJA (REALMENTE) DURO

Para el Doctor Brian Lima la clave está en trabajar duro. No tienes que ser las persona más inteligente en la habitación, pero sí la más trabajadora.

Para lograrlo debes de preguntarte lo siguiente: ¿estás dispuesto a invertir más tiempo y esfuerzo para aprender y volverte un experto en la área en la que te desempeñas, aunque te tome mucho más que a tus compañeros?

 

APRENDE DEL MEJOR

No tienes que descubrir el hilo negro. Estás rodeada de gente exitosa de la cual puedes aprender un montón si abres tus ojos y realizas las preguntas claves.

Lo anterior resultó clave para Brian Lima en su trayectoria. Para ser el mejor debes de aprender de los mejores.

Aprende de tus compañeros de trabajo, jefes e integrantes de la industria en la que te desempeñes.

 

LAS APARIENCIAS IMPORTAN (Y MUCHO)

Siempre luce arreglado. Sin importar el lugar, ni el estado en el que te encuentres (triste, cansado, abrumado), debes de cuidar tu apariencia.

Brian Lima habla justo de lo que pasó durante su residencia y lo que significaba esto a pesar de que pasaba horas sin dormir y trabajando.

En la era de las redes sociales el cómo te presentas en público es más importante que nunca, pues la privacidad ha desaparecido.

 

NUNCA DEJES DE ESCUCHAR A TU CORAZÓN

Las aspiraciones cambian y eso está bien. Solo asegúrate de estar en sintonía con lo que realmente quieres, pues al perseguir el trabajo de nuestros sueños se nos olvida mantener el balance con la vida personal.

Lima habla que después de años de permanecer en capacitación y luchar por diversas becas decidió tomar una acción que impactaría en su trayectoria, pero lo hacía pues lo necesitaba como persona.

Tomó un puesto en Austin para poder balancear su vida profesional y personal. Recuerda que debes de hacer lo que te mantenga firme y equilibrado.

 

NUNCA TE ARREPIENTAS

Jamás dudes de las decisiones que tomaste, pues en el momento que la hiciste era lo correcto. Punto.

Lima habla de la importancia de aprender de los errores y fracasos del pasado, pero no llevar esto a convertirlo en un martirio.

Si algo no salió como esperabas aprende de ello. Disciplina tu proceso de pensamiento para evitar los momentos horribles o vergonzosos. Concéntrate en el aquí y en el ahora, pues es la única manera de seguir adelante, crecer y mejorar.